¿POR QUÉ SI GANA “CIUDADANOS” BAJARÁN AÚN MÁS LOS SALARIOS EN ESPAÑA?

Hoy pretendo explicar por qué si gana el partido político Ciudadanos, o si tiene influencia en el futuro gobierno de España se reducirán aún más los salarios de los trabajadores del Reino. Para la demostración tendré que recurrir más a la economía que a la política, sin obviar ésta última. Es curioso, Ciudadanos aprovecha determinadas propuestas atractivas políticamente para camuflar sus fortísimas reformas económicas que, de cumplirse, estoy seguro que marcarán un antes y un después en el país. Por tanto en esta ocasión voy a dejar un poco de lado el debate político de tele para centrarme en hacer un análisis más económico, esto no quiere decir que vaya omitir explicaciones políticas, pues sin ellas no se entendería bien el fondo del asunto.

Si usted es de los que no les gusta leer argumentos desarrollados, le envío al final del artículo, sección ANEXO en donde tendrá una brevísima explicación del por qué bajarán los salarios con Ciudadanos

 

LAS MEDIDAS ESTRELLAS

Todo consiste en juzgar a las personas, a las organizaciones, a las instituciones, no por sus palabras –que acostumbran a ser muy bonitas-, tampoco por sus creencias, sino por sus actos. Por sus actos los conocerán, dice el dicho. Luego, debemos empezar a analizar el partido de Ciudadanos por sus propuestas y sus acciones. Empezaremos en primer lugar por su programa económico, continuaremos con otros actos importantes a resaltar.

· EL COMPLEMENTO SALARIAL: Al empobrecido y precario trabajador del Reino, el cual tiene dificultades para llegar a final de mes y siempre querrá cobrar más se le dice, no temas, si el sector privado asigna unos sueldos demasiado bajo vótame a mi que yo te lo voy a “complementar”. Complementar ehh. Mágica palabra. Complementar está diciendo, por un lado, que la Autoridad no se involucrará en la cuestión de si el sector privado paga malos o buenos sueldos (pues va en contra de la máxima de los liberales: “dejar hacer”) y por otro lado que habrá una ligera intervención suficientemente considerable para que el trabajador reciba una cuantía salarial mayor. ¿Quién se puede oponer a que el Estado “dignifique” los salarios? Yo mismo. No de esta forma.

En primer lugar el complemento salarial supone una sociabilización de los costes privados de las empresas. ¿Recuerdan el rescate a la banca? (en especial a Bankia). Muchos alegamos en contra de dicha medida ya que los platos rotos que dejaron el mafioso Miguel Blesa y el delincuente Rodrigo Rato (exministro, exgobernador del FMI) tuvieron que ser pagados por el conjunto del país. Es decir, de una mala gestión privada se produce un desastre que debe ser reparado por toda la sociedad, incluso cuando quienes provocaron dicho desastre campan a sus anchas con los millones de euros ganados por haber gestionado el banco. En suma, el rescate bancario es una sociabilización de los costes del desastre bancario. El complemento salarial es lo mismo. Ante una situación de sueldos a la baja y empobrecimiento de la sociedad la propuesta es que entre todos complementemos ese dinero que los empresarios no quieren pagar, pues sino “perderían competitividad”. Para los liberales la intervención del Estado no está justificada salvo en casos como estos, que son en favor del empresariado para apoyar siempre sus balances. En conclusión el complemento salarial es que el Estado aporte una parte para el salario y el resto lo hagan las empresas, liberándose éstas últimas de parte de sus costes y transfiriéndoselos al Estado, esto es en última instancia, a todas las personas.

En segundo lugar el complemento salarial supone un incentivo a la bajada de los salarios. Para esta premisa debemos ponernos en el lugar de un empresario cualquiera. Imaginemos que como empresario ofrezco un puesto de trabajo en el que pago 500 euros. Imaginemos otra situación (la que propone Ciudadanos) en la que conozco que a mi trabajador, al que inicialmente le ofrecía 500 euros, el Estado le va a complementar con 150 euros más adicionales a los que yo le pague. Yo como empresario podría plantearme que si ofrezco ese puesto de trabajo a 400 euros + los 150 euros que ofrece el Estado mi trabajador estaría cobrando 550 euros ¡y todavía está ganando 50 euros de más! Habrían empresarios que incluso podrían aprovechar aún más la medida, y rebajar el salario hasta los 350 euros que junto a los 150 euros de complemento salarial hacen los 500 euros que un principio cobraba mi trabajador. Y habrán empresarios que no bajen sus salarios ante esta medida, pero esto contradice de por si la lógica empresarial, que se basa en la maximización de los beneficios y en ampliar las ganancias. No es dudar de la buena o mala fe del empresariado, es conocer el por qué se hicieron empresarios. Nada más.

 

· EL NUEVO CONTRATO ÚNICO INDEFINIDO DE INDEMNIZACIÓN CRECIENTE: Que debe ser examinado en dos partes. Es importante saber que esta es una histórica propuesta de la patronal, máxima representante de los intereses empresariales, también de la fundación FAES que lidera José María Aznar y que representa la fábrica de ideas del nuevo liberalismo español. El proyecto es también defendido por economistas liberales y del lobby como José Ignacio Conde Ruiz, profesor de la UCM, ex -asesor de Zapatero y colaborador del think tank del Ibex35.

En primer lugar un contrato único como forma de homogeinización del espacio laboral, a pesar de que la realidad es diversa. Hay gente que trabaja por un proyecto, hay gente que trabaja por unas semanas, hay gente que se asocia hasta lograr unas metas, hay otros contratos que son indefinidos, hay otros que son por prácticas, y otros que son de pruebas. Sin embargo invocando a la sencillez de contratación que anhela la patronal se pone un único contrato que se dice que es indefinido, no porque tenga medidas que desincentiven su rescisión sino porque no se ha definido el tiempo en el que estará en vigor: puede ser un día, una semana, un mes, un año. Esto es devolver la incertidumbre a la vida del trabajador, lo cual le imposibilita hacer planes de vida a medio y largo plazo, además de otras dificultades psicológicas que supone.

En segundo lugar la indemnización creciente se asocia a la indefinición del contrato laboral. Es decir, en un primer momento (hasta 1 año) la indemnización es nula o mínima, en caso de despido el trabajador se marcha tal como llegó, sin esperar nada más que una palmadita en la espalda. Esto es un retroceso brutal a la situación actual, que “busca amparar” al trabajador despedido. Pasado ese año la indemnización por despido va creciendo pero ¿qué empresario querrá ir acumulando costes de indemnización pudiendo no hacerlo? ¡Ninguno! ¿Esto es debido a la mala fe del empresariado? En absoluto. Esto es debido a la lógica empresarial, que insisto, se basa en hacer negocios y maximizar los beneficios, y si las leyes laborales del país le permiten ser más severas con el trabajador es obvio que las harán valer. Luego,  supone crear un mercado laboral flexible de facto, a imagen y semejanza que el de los EE.UU, en donde puede ser despedido y contratado con la misma rapidez… es el histórico anhelo del liberalismo también: el consentir al empresario y el dejar en las manos de éste al trabajador. Entonces el contrato indefinido tenderá a una menor duración para evitar grandes costes de despido. Los trabajadores claves, grandes ejecutivos y similares no se verán afectados, pero si el resto ya que ninguna multinacional aceptará pagar costes de despido habiendo “flexibilidad laboral” (a partir de ahora: vulnerabilidad laboral) y las leyes nacionales e internacionales amparando su decisión.

Estas dos medidas suponen un golpe severo al status quo y al mercado laboral tal y como ha estado planteado, desde la época franquista hasta el año 2012. Ese año hubo una alteración significativa de la protección laboral que quedó inconclusa y que la UE ha animado numerosas veces al gobierno del PP ha que siga reformando. Sin embargo la primera reforma laboral de este gobierno (2011 – 2015) supuso un empuje a la conflictividad social y ha sido muy impopular entre los trabajadores, lo que ha llevado a su demonización. Ante eso Rajoy actúo de manera conservadora y prudente, retrasando tanto la segunda reforma laboral que no la aprobó nunca (al menos de momento). Ciudadanos en su visión del mercado laboral plantea acelerar al máximo la desprotección al trabajador, la vulnerabilidad laboral, el endurecimiento de las condiciones para una de las partes pues el liberalismo ha creido (o dice creer) que esa es la mejor forma de crear empleo, a saberse, explotando y debilitando la posición del trabajador.

 

OTRAS MEDIDAS

  • LA APROBACIÓN DEL TTIP: El TTIP (Acuerdo Transatlántico de comercio e inversiones) supone un armonización legal y probablemente fiscal de las normas que cada Estado ha considerado oportunas, en su lugar, se le niega a su Estado la facultad de establecer normas o tributos en función de sus intereses y se opta por una normativa común para los EE.UU y para la UE, negociadas de manera confidencial y secreta durante más de 20 años con fuerte presencia del lobbystas y grandes multinacionales asociadas a ambos macro-Estados. Esto puede perjudicar severamente a consumidores, trabajadores, medio ambiente y PYMES (pequeñas empresas), ya que todos ellos se volverían vulnerables ante la desregulación que les dejarían expuestos y susceptibles a los negocios. En este debate se produce un sesgo ideológico fuerte que condena de por si la regulación, cuando ésta ha sido elaborada para proteger los intereses de trabajadores, de espacios naturales, de pequeños comerciantes que sin ella no podrían llegar a surgir. Esta regulación se creó a fin de compatibilizar los intereses de todos en una sociedad que no tiene los mismos intereses. Sin embargo se demoniza la regulación y se deja maniatado a los Estados para que nunca más interfieran en los negocios –o elementos susceptibles de ser negociados- por las grandes empresas. ¿A qué puede afectar concretamente la desregulación? A reducir o eliminar el salario mínimo, el derecho a huelga, la protección de hábitats o entornos naturales, las exigencias sobre la industria alimentaria, la protección y garantía al consumidor o la privacidad y el uso de Internet.

 

  • LA FISCALIDAD REGRESIVA: Ante la complejidad que hay a la hora de pagar y conocer los impuestos se lanza una soflama: debemos procurar la sencillez tributaria. ¿A quien no le gusta lo sencillo? Supongo que a todos. Pero ¿a qué coste? Si la fiscalidad es enrevesada, tiene matices y excepciones no es porque si, sino que se debe a elementos que le dan progresividad. La progresividad quiere decir que a medida que uno tiene más debe contribuir más, lo cual se entiende justo y equitativo. Por tanto la progresividad se consigue con normas diferenciadas, con tipos tributarios diferenciados, con exenciones para quien tenga conductas a favor de la armonía y la inserción social. A medida que se gana progresividad se gana complejidad. Pero lo contrario es perder progresividad, es decir, un escenario más parecido a que todos paguemos lo mismo, como si los niveles de riqueza de todos fueran iguales. Algo que el lector debe tener muy claro: si quiere un sistema tributario sencillo su sistema tributario perderá progresividad, y se acercará a la premisa de “cobrar a todos por igual”. No sólo eso, dentro del plan económico de Ciudadanos está el de aumentar los impuestos indirectos y reducir los impuestos directos, lo que agrava aún más la desigualdad y recibe el nombre de FISCALIDAD REGRESIVA. El IVA, el impuesto más regresivo de todos, tiene 3 tipos (superreducido, reducido y general) lo cual le sirve para ganar cierta progresividad. Ciudadanos propone reducirlo a dos tipos, en otro de sus intentos de cercenar esa progresividad. Lo mismo hizo el PP con el Impuesto de Sociedades, que tenía dos tipos y pasó a tener un tipo único que encima está bajando constantemente (del 35 al 30, luego al 25% y hay propuestas de ponerlo en el 20%). Los tipos del IRPF también serán menos y tendrán un gravamen menor.

 

  • REGALÍAS CONTRA EL DESPIDO: Lo que supone acceder al chantaje del empresariado y sucumbir ante su enorme poder de negociación actual. Las empresas que despidan a menos trabajadores podrán pagar menos en concepto de Seguridad Social. Es curioso…¿cómo se sabrá cuales son las empresas que menos despidan? ¿No podrían usar esto de manera interesada…anunciando despidos masivos que al final no terminaran de concretarse y así acogerse a pagar menos a la seguridad social? ¿Cuál es la motivación permanente de este partido por reducir cualquier tipo de gasto a las empresas en detrimento de lo común [el Estado] o en este caso de la Seguridad Social?

 

  • DRENAJE DE LOS RECURSOS PÚBLICOS: Hacia medidas como las que hemos tratado: el complemento salarial, la exención a grandes empresas, la menor tributación de las mismas, la bajada del IRPF. Todo esto limitan la financiación del Estado que deberá reducir sus gastos si pretende mantener la estabilidad presupuestaria o cumplir con los objetivos de déficits que ha suscrito con la UE. ¿Por qué no nos dicen de donde se va a recortar? ¿Se irá a complementar la bajada de ingresos de la Seguridad Social con un sistema de salud privado? ¿Se irá a complementar la bajada de ingresos del Estado que usa para pagar las pensiones, en buena medida, con un sistema de previsión social privada? Estas son cuestiones importantes que aún así se esconden o se tratan de manera vaga.

 

En el fondo la ideología económica que hay detrás de Ciudadanos es el liberalismo que se predicaba tanto en el siglo XIX y que fue tan regresivo que llevó a las sociedades europeas a la miseria y a la pobreza en sus principales ciudades, a la vez que se daba una revolución industrial y de la riqueza empresarial como el mundo jamás había conocido. Se dio esa paradójica situación en la que unos gozaban de una abundancia material como nunca mientras que otros sufrían una explotación (laboral, comercial, social) como nunca. Todo se dio a la vez y mientras los de arriba insistían en lo bien que marchaba el mundo los de abajo cada vez sentían que se vulneraba sus dignidad y su persona, lo que desató violentos conflictos sociales que culminaron con una reprogramación de los principios liberales, que pasaron a mirar más en temas como la redistribución, la progresividad o la protección laboral. Los tiempos cambian y existen elementos nuevos que no son comparables a los del siglo XIX, sin embargo la esencia del programa económico de Ciudadanos es el mismo. Un neoliberalismo, un nuevo liberalismo español, un liberalismo norteamericano a la española, como le quieran llamar… el caso es que el partido de Albert Rivera busca potenciar el mercado por encima de los intereses de la ciudadanía y de los trabajadores, lo que está comprobado que genera desigualdad y mayor conflicto social, que suele traer consigo mayor represión, frustración y desunión –todo lo contrario a lo que se predica- Ahí está la historia para que corroboren lo que digo. En el fondo Albert Rivera intenta vender el discurso de una tal Margaret Thatcher, el del capitalismo popular, o el de la economía social de mercado, términos que sólo son concebibles en lo teórico pues la historia ha demostrado a favor de quien van esas medidas. Si el pueblo español decide errar y sucumbir al engaño del nuevo liberalismo español lo pagará muy caro, pero cuando todo el aparato mediático y político busca encubrir cuestiones como las que aquí se han tratado es difícil que la ciudadanía recapacite sobre esto, el bombo y platillo, las divas de Rivera, la “sensatez” de su discurso, su carita guapa…todo lleva a que queramos votarle. Infórmese, estudie economía, historia y no votemos a este embaucador que como buen embaucador apela al centro político, como no puede ser de otra manera.

 

 

Véase además:

CIUDADANOS: Un partido de centro … ¿qué?. Video en el que se trata de manera detallada y sencilla el tema del complemento salarial y el contrato único, quedando en evidencia lo funesto de su aplicación

 

CIUDADANOS PESCADOS, un análisis de la organización política constituida por tránsfugas, oportunistas y extremistas liberales:

 

 

 

ANEXO (Sección para vagos): En el fondo el partido Ciudadanos es económicamente de corte liberal. El discurso liberal ha insistido desde su nacimiento en el ajuste automático de cualquier variable económica, en este caso, de los salarios. Luego si en España hay mucho desempleo es debido a que los sueldos son demasiado altos. El mercado podría autocorregirse pero el Estado, los sindicatos o la presión social impiden que bajen los salarios, entre otros agentes. Por tanto si el Estado es dirigido por los liberales que promueven normas para limitar la acción de los trabajadores y en última instancia, promueven el ajuste automático, se tiene esa ansiada bajada de salarios que tanto desean. ¿Fuente? Cualquier autor liberal o neoliberal habla de este tema, con macroeconomía de por medio claro: Hayek, Milton Friedman o Harberger

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Economía política y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a ¿POR QUÉ SI GANA “CIUDADANOS” BAJARÁN AÚN MÁS LOS SALARIOS EN ESPAÑA?

  1. Antumapu dijo:

    Cs. es un partido de “nueva” derecha.

    “Nuevas derechas” siempre las ha habido, al menos desde un siglo atrás.

    En occidente por ejemplo, “los liberales” se contrastaban a los “conservadores”, los primeros eran jóvenes y con “nuevas” ideas.

    Constantemente afirman que no buscan repetir los errores de sus predecesores derechistas.

    Y por supuesto captan la atención de los medios que los validan como una alternativa viable a la “antigua” derecha.

    Los liberales al final terminan confluyendo con los conservadores y formando la derecha conocida.

    Hoy en Chile, España, y varios países más, los “nuevos” liberales de la política hacen su aparición repitiendo los mismos clichés y el mismo discurso que los “antiguos” derechistas.

    Son más jóvenes, no van a cometer los mismos errores, tienen ideas innovadoras y critican a sus predecesores por ser corruptos (nada más superficial cuando se discute algo sumamente fundamental).

    Los tipos como Andrés Velasco, Lili Pérez en Chile, o Albert Rivera en España están haciendo lo mismo que en su momento hizo Arturo Alessandri hace más de 80 años.

    La derecha siempre se reinventa, cuando las antiguas caras dejan de servir, surgen nuevas caras, no obstante, siempre es un cambio de formas y no de fondos.

    Me gusta

  2. Pingback: Los “lobbies” políticos y económicos que apoyan a Ciudadanos | | Primavera Valenciana

  3. Pingback: Los “lobbies” políticos y económicos que apoyan a Ciudadanos | tomalaprensa

  4. Pingback: Los “lobbies” políticos y económicos que apoyan a Ciudadanos | Federación de Republicanos (RPS)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s